Noticias | Agenda

Arte crítica

'Bonjour la mode'

04-03-2013 05:30
3 votos
Independientes y libres. Así son las mujeres de la exposición dedicada a Saenz de Tejada.

Independientes y libres. Así son las mujeres de la exposición dedicada a Saenz de Tejada.

Un autorretrato que pintó la artista Tamara de Lempicka en 1925 fue portada de la revista de moda alemana Die Dame; una pintura que se ha convertido en la más emblemática de la trayectoria de Lempicka y en un icono del art déco. Autorretrato en un Bugatti verde encarna la imagen de una mujer independiente y libre que triunfó en la alta sociedad de la época, pero que también escandalizó por su actitud liberal y bohemia.
Más de 200 dibujos de moda de los años treinta se exponen en el Casal Solleric, seleccionados para una exposición que refleja el papel de este tipo de mujer; procedente de un mundo rico, fascinante, que podía permitirse una vida ociosa, y que se erigió como símbolo de una época marcada por la libertad y el exhibicionismo.
Coco Chanel, rival de Elsa Schiaparelli, se forjó una aura de creadora de moda vanguardia que renovó la imagen femenina, descubriendo una silueta más natural y libre. Gabrielle Chanel, que se convirtió en sinónimo de distinción y que hoy día responde a una marca internacional de objetos de lujo, se relacionó con el ambiente artístico parisino más exclusivo: Cocteau, Picasso, Dalí, Giacometti, Stravinski, Diáguilev, Breton, Sert, Nijinsky€
Carlos Saenz de Tejada (Tánger, 1897-Madrid,1958) fue un artista polifacético; además de colaborador de la Delegación y Propaganda del régimen franquista ilustrando libros vinculados al alzamiento, colaboraba en revistas como ABC, Blanco y Negro, Femina, Vogue o Harper's Bazaar. Su adhesión al régimen, de la que luego afortunadamente se alejó, ocultó su verdadero valor artístico. Esa temprana estética futurista, cercana al cubismo y al constructivismo soviético, se diluyó ante un costumbrismo épico que ensoberbecía cualquier atisbo de sensibilidad artística. A través de estos dibujos de moda realizados con tinta gouache y acuarela, Saenz de Tejada nos muestra escenas casi cinematográficas en el sentido de la decoración, del rigor compositivo, de la ambientación y de las poses de las modelos, casi acariciando el star-system de las películas del Hollywood de los años treinta y cuarenta del siglo XX. Esas divas inalcanzables.

Carlos Saenz de Tejada
Casal Solleric
Passeig del Born, 27 (Palma)
Hasta el 24 de marzo